Tratamiento de la flacidez con hilos tensores en Bilbao

Mejora la flacidez a nivel facial sin pasar por el quirófano.

Pide tu primera consulta médica, donde exploraremos tu caso y valoraremos si este es el mejor tratamiento para ti.

¿Quieres lograr un "efecto lifting" sin cirugía?
Conoce el tratamiento con hilos tensores

Un tratamiento para mejorar la flacidez y obtener un efecto lifting sin cirugía, con efectos que empiezan a verse después de la primera hora de colocación.

¿Qué son los hilos tensores y cómo mejoran la piel?

A medida que los años avanzan la piel pierde elasticidad y firmeza, dando lugar a la flacidez.

Para corregir esta pérdida, existen diferentes técnicas que "estiran" la piel, devolviéndole un aspecto más joven.

Y una de ellas son los hilos tensores: un procedimiento no quirúrgico que permite recuperar la firmeza en la piel de manera poco invasiva, consiguiendo resultados naturales.

Qué son los hilos tensores

El efecto lifting sin cirugía que se consigue con los hilos tensores es muy natural y no cambia la expresión original de la cara

Porque no quiero que cambies ni tu expresión ni tu esencia: quiero que se te vea una buena cara sin poder intuir que te has realizado ningún tratamiento de medicina estética.

Además, los cambios son progresivos, debido a que el efecto lifting no es provocado solamente por el efecto mecánico que produce la colocación de los hilos.

La misma técnica provoca una estimulación del colágeno propio del cuerpo, que cumple la función de rejuvenecer todo el tejido cercano a la colocación de los hilos.

¿Qué hacen los hilos tensores en nuestra piel?

La colocación de hilos tensores se utiliza con 2 objetivos:

  1. Reposición inmediata de los tejidos “descolgados”.
  2. Regeneración gradual de colágeno.

Cuando se coloca un hilo tensor, se produce un estímulo de los fibroblastos (células que generan colágeno), y éstos empiezan a sintetizar colágeno alrededor del hilo.

El material de los hilos se va reabsorbiendo, pero el colágeno que generan queda en nuestra piel. Así actúan mejorando la textura, dando soporte, atenuando arrugas finas y compactando en zonas de mayor flacidez.

Qué hacen los hilos tensores en nuestra piel

Es importante tener en cuenta que los hilos tensores se fabrican a partir de materiales reabsorbibles, siendo totalmente biocompatibles.

¿En qué tipo de pieles se pueden usar los hilos tensores?

Los hilos tensores no funcionan sobre cualquier tipo de piel, y en ocasiones requieren tratamientos previos para aumentar la densidad cutánea y prevenir que se noten.

Por eso es tan importante la Primera Consulta Médica, donde realizaré un diagnóstico completo y analizaré el estado de tu piel, para valorar si eres candidat@ idóne@ para el tratamiento con hilos tensores.

Existen casos en los que dependiendo de cuál sea el tipo de piel y la propia fisionomía, los hilos podrían ser visibles o hacerse evidentes al tacto, lo que derivaría en un resultado poco natural.

Por ello, desde el punto de vista clínico, las personas que se considerarían “pacientes ideales” para someterse a este procedimiento deberían contar con ciertas características:

  • Aquellas con una buena proyección ósea. De esta manera, los resultados que se obtengan serán óptimos.
  • Pieles densas. En definitiva, aquellas que contengan suficiente tejido celular subcutáneo para evitar que los hilos tensores se hagan evidentes al tacto.
  • Pieles donde los pliegues que producen las arrugas y los surcos nasogénicos se hagan evidentes a la vista.
  • Aquellas pieles que además de ser flexibles, dispongan de movilidad.
  • Aquellas en las que existe flacidez en la zona del cuello y de la papada, así como los casos en los que la zona entre el ángulo mandibular y el mentón estén poco definidos.
  • Pieles que tienden a ser más flácidas.

¿Y si tu piel no cuenta con estas características?

Existen alternativas y complementos que ayudan a recurrir a los hilos tensores.

Todo esto lo podremos valorar en la Primera Consulta Médica, donde realizaremos tu diagnóstico y luego elaboraremos tu Plan de Tratamiento Personalizado, para obtener los mejores resultados, sacando tu mejor versión y manteniendo la naturalidad.

Si quieres que valore el estado de tu piel y tu flacidez para saber si podrías ser candidat@ al tratamiento con hilos tensores, solicita tu Primera Consulta Médica en mi Clínica de Medicina estética en Bilbao.

×